WhatsApp-Image-2019-05-28-at-14.39.29-1024x680

Age-Tech: la próxima frontera

‘Age-Tech’ la próxima frontera de la tecnología más disruptiva para hacer del aumento de la longevidad una oportunidad y no un problema.

Cada día teneos más evidencias del  tamaño y el potencial de la economía de ” longevidad”. El “Age-Tech” está emergiendo como la forma preferida de describir la intersección de Longevidad y Tecnología.

Aceleradoras, fondos de inversión, eventos… son la demostración palpable de que nos dirigimos hacia una cada vez más clara conciencia de que nuestros mayores, su problemas y necesidades, deben verse ya como una oportunidad única en el mundo de los negocios y un campo en el que la tecnología será un elemento fundamental.

Para entender más sobre el tamaño y la importación de Age-Tech, puede leerse a  Dominic Endicott. Dominic es un inversorde riesgo que opera entre Boston, Nueva York y Londres. Como socio de Nauta Capital, dirigió la inversión de su empresa en GreatCall, un servicio de bienestar móvil orientado a las necesidades de los clientes mayores. GreatCall fue adquirida recientemente por Best Buy, el principal minorista de productos electrónicos, por $ 800 millones, la mayor adquisición realizada por Best Buy.

La firma de Dominic fue el primer inversor institucional en GreatCall, en 2007, cuando la empresa era una empresa nueva. GreatCall es visto hoy como una de las salidas más grandes en el espacio “Age-Tech”. Sobre la base de esta experiencia, Dominic ha   creado un fondo de capital de riesgo centrado en Age-Tech: 4Gen Ventures.

Dominic y su colega John Sviokla publicaron hace poco una perspectiva sobre el sector en Estrategia + Negocios.

Podemos conocer sus opiniones sobre “Age-Tech”, 4Gen y lo que la industria del capital de riesgo podría contribuir a la economía de la longevidad en una interesante entrevista realizada por Tina Woods para Forbes. Ofrecemos en este post la primera parte de la misma, que completaremos en los dos próximos envíos.

Tina Woods : Hay consenso en que el “envejecimiento” es un sector grande y en crecimiento. Ahora estamos empezando a escuchar el término “Age-Tech”. ¿Qué es el”Age-Tech”?

Dominic Endicott: Estamos en la desordenada y complicada fase de un vertical digital en explosión. Por analogía, en 2007, la innovación digital en la industria de servicios financieros globales era limitada, y el término “Fin-Tech” fue utilizado por un número muy pequeño de empresarios e inversores. Hoy en día, es un sector totalmente establecido, y la inversión de capital de riesgo en Fin-Tech punta superó los $ 27 mil millones en 2017 . Ahora mismo, el “Age-Tech” se usa de manera similar en una subcultura de inversores, empresarios, corporaciones y grupos de impacto social, y el estado de la innovación digital en el envejecimiento de la economía es comparable al de los servicios financieros en 2007.

Creo que el “Age-Tech” nos habla de cómo adaptar digitalmente la economía de la longevidad.

Pensamos en 4 categorías de transformación digital en Age-Tech:

  1. Servicios adquiridos por personas mayores.
  2. Servicios adquiridos en nombre de personas mayores.
  3. Servicios intercambiados entre personas mayores y no mayores.
  4. Servicios prestados a futuras personas mayores.

Tina Woods: Me parece que has logrado cubrir toda la economía con estas cuatro definiciones. ¿No hay nada que Age-Tech no cubra?

Dominic Endicott. Animaría a la gente a pensar en Age-Tech como una “lente”, una forma de ver el mundo a través de diferentes “lentes” a las que estamos acostumbrados.

Veamos sólo la primera categoría: servicios comprados por personas mayores.

Un gran ejemplo es lo que GreatCall y Lyft están haciendo a través de una asociación llamada GreatCall Rides. Las personas mayores, como todos los demás, pueden beneficiarse de las empresas que ofrecen servicios compartidos para desplazarnos de un punto a otro en medianas o grandes distancias, pero muchas de estas personas no se sienten cómodas con los teléfonos inteligentes y las aplicaciones. Estas dos compañías se han combinado para proporcionar acceso a la red de automóviles Lyft para los clientes de GreatCall, sin requerirles que dominen un teléfono inteligente o una aplicación.

Otro gran ejemplo es Pill-Pack, una compañía recientemente adquirida por Amazon por mil millones de dólares, que reúne todos los medicamentos y los entrega en un paquete diseñado para evitar errores.

Pero podemos pensar de manera mucho más amplia: uno de los proyectos en los que estamos trabajando proporciona una plataforma digital diseñada para permitir que los empleados que salen de trabajos corporativos sigan un camino de trabajo flexible y se adapten mucho mejor hasta la jubilación completa. También estamos evaluando la posibilidad de digitalizar cada hogar en el Reino Unido a través de drones inteligentes para diagnosticar qué hogares tienen un alto riesgo de caídas accidentales.

¿Qué hay de los servicios pagados por la sociedad en nombre de las personas mayores? Piense en algo como las comidas sobre ruedas. Luego piense en los servicios de entrega de alimentos en línea, ya sea cocidos o preparados previamente. ¿Qué pasaría si pudiéramos aprovechar la infraestructura digital que ya existe para ofrecer un conjunto de opciones más nutricionalmente equilibrado e interesante para nuestros ciudadanos de mayor edad? O cuidado en el hogar, que a menudo todavía se maneja de una manera muy antigua, pero puede mejorarse mediante sesiones remotas, el uso de sensores en el hogar y algoritmos de programación mejorados.

Los servicios que se intercambian entre personas mayores y jóvenes también son una categoría emocionante. Esto podría incluir mecanismos mediante los cuales los ciudadanos mayores podrían transferir activos a ciudadanos más jóvenes mientras les brindan suficiente control y seguro contra el futuro, y los incentivos adecuados para que los ciudadanos más jóvenes alcancen ciertos hitos. O formas en que las diferentes generaciones podrían intercambiar e incluso prestar servicios bancarios, por ejemplo, alguien podría “acumular” horas de cuidado de niños para ser “gastado” en las propias necesidades de cuidado de su cónyuge.

La última categoría, servicios para futuras personas mayores, refleja la realidad de que la preparación para una vejez saludable comienza muy temprano en la vida. Mientras nos preparamos para una ola demográfica que se desarrollará fácilmente hasta mediados de siglo, sabemos que problemas como la obesidad infantil y los niveles de actividad afectarán la realidad del envejecimiento en el futuro.

(continuará)